EspañolCatalàEuskaraEnglish
Tecnologías de la Información

Máquinas virtuales en la nube

Hace ya algún tiempo que Windows Azure está en marcha y cada vez se escuchan más noticias sobre este servicio. Se trata de un conjunto de servicios muy completo que ofrecen desde la posibilidad de instalar un servidor web, así como una base de datos, hasta una compleja máquina virtual. En esta ocasión me voy a referir al servicios de máquinas virtuales que ofrece Windows Azure. Llevo unos 3 meses jugado con la versión gratuita de una suscripción a éste servicio y ahora ha empezado la versión de pago.

El planteamiento es: ¿me gasto unos 1000 € en un servidor y lo conecto las 24h a internet? o ¿pago una cantidad al mes por usar una máquina virtual en internet?

La necesidad

Me gustaría tener un servidor conectado las 24 horas a internet, donde poder alojar las páginas webs y las aplicaciones que vaya realizando. El desarrollo me gustaría poder llevarlo a cabo en la misma máquina.

Opción 1: Montar el servidor en casa1

A priori me planteaba la opción de comprar una máquina, instalarla, cofigurarla, conectarla a internet, ampliar la conexión ADSL a una con fibra… Buf! también hay que replicarla, los discos de cada una de ellas también… y un firewall, y tenerla al día, etc, etc… demasiado. Supongo que si fuera una gran empresa con suficientes recursos podría montar un pequeño centro de datos, pero no es el caso.

Opción 2: Usar una máquina virtual en la nube

La opción de pagar una cantidad (en función del uso) por una máquina con una garantía de disponibilidad muy elevada se me apetecía muy atrayente. Así que e decidí a probar las máquinas virtuales de Windows Azure. Puedes tener un pequeño servidor por unos 70€ mensuales (aproximadamente) con el que poder desarrollar aplicaciones instalando los entornos necesarios. En mi caso, con un Visual Studio Express y el NetBeans tengo suficiente.

Opción 3: Una máquina en casa y un servidor en la nube

Si el presupuesto que tenemos es ajustado, siempre podemos montarnos el entorno en nuestra máquina o en una máquina virtual dentro de nuestro equipo.

  • Desarrollo de aplicaciones ASP.NET: Si tenemos un PC (o una máquina virtual) con Windows 7 u 8 (no recomiendo Windows XP, está muy obsoleto), podemos instalar todo el paquete de Visual Studio Express (incluido el SQL Express) con el que podemos iniciarnos en la programación de páginas ASP.NET usando la tecnología MVC4.
  • Desarrollo de aplicaciones PHP-MySQL: Podemos hacerlo desde un PC o máquina virtual con Windows o Linux, o bien desde un MAC con OS X. Existen varias alternativas para desarrollar para este entorno (Eclipse, NetBeans, editores avanzados de texto…) pero yo me quedo con NetBeans. La versión 7.3 está a punto de presentarse (ahora mismo está en la versión RC2) y trae un montón de funciones… y como no! viene con soporte para HTML5 y CSS3. NetBeans me facilita mucho la realización de proyectos con WordPress.

Si disponemos de un hosting que soporte ASP.NET y PHP con MySQL, perfecto! pero lo más seguro es que necesitemos un par, uno con Windows y otro con Linux para hospedar los proyectos que vayamos generando. Si son proyectos reales en producción deberíamos plantearnos usar un servidor dinámico o virtual, dependiendo de las necesidades del proyecto.

La decisión

Actualmente estoy en un mix entre la opción 2 y la 3, es el primer mes de pago de la plataforma Windows Azure con el que estoy empezando a investigar con proyectos ASP.NET con MVC4, pero dispongo de dos máquinas, una con MAC OS X y otra con Windows. En el MAC tengo todo el tema de imagen y el desarrollo con NetBeans para proyectos en WordPress

Nube de etiquetas

Su navegador no soporta canvas.

Categorías